El Tap es un estilo de danza teatral, que se caracteriza por la percusión con los pies, que marcan patrones rítmicos en el suelo.

¿Cómo se baila el Tap?

• Se baila con zapatos especiales que tienen unas láminas de acero en la punta y en el tacón, lo cual le imprime un sonido característico.

• Los movimientos del tap están centrados en las puntas y en los talones de los pies, haciendo juegos rítmicos hacia los lados, hacia delante, hacia atrás, a veces arrastrando los pies, otras veces dando saltos, bailando a capela o, tal vez, con pista musical.

• Para llevarlo a cabo, hay que mantener los talones arriba y las piernas ligeramente inclinadas.

• Empieza con pasos simples y poco a poco se va subiendo el nivel hasta que se pueda bailar, hacer sonidos y dar saltos a un mismo tiempo.

• Su dificultad más grande está en la coordinación.

• En una semana, son aprendidos los pasos básicos, y en un mes, si se practica con constancia, se podrá bailar sin problema. Por eso, el Tap también ayuda a disciplinarse.

Porqué bailar Tap:

• Brinda una excelente propiocepción (conocimiento que tiene la persona de su cuerpo, de la posición y del movimiento en el espacio, sin necesidad de que tenga que mirar el piso para verificar).

• Se fortalece el abdomen para mantener el equilibrio y enfocar gran parte de la fuerza en los pies.

• El cuerpo adquiere resistencia para mantener movimientos y esfuerzos de larga duración (movimientos constantes en los pies).

• Se fortalecen gemelos, músculos y glúteos.

• Se adquiere una mejor coordinación en los movimientos, cualidad que se aplica en la vida diaria.

• Sirve como ejercicio e independencia de movimientos en las extremidades.

• Brinda una mejor concentración.

• Bailar Tap ayuda a mantener un estado de ánimo muy bueno.